Procesadores

Ayer, 6 de junio, conocíamos que IBM junto con Samsung han alcanzado los 5 nanómetros en la construcción de microprocesadores.

Para que os hagáis una idea este cable tendría un espesor de 25 átomos de silicio o 2 moléculas de ADN. El cabello humano tiene un espesor de 100.000 nanómetros. ¡Cabrían 20.000 cables de este tipo dentro de un cabello humano!

Este avance no se esperaba hasta dentro de unos años. Permitirá construir ordenadores un 40% más rápidos y un 75% más eficientes en el consumo de energía. Potenciando de esta forma el internet de las cosas (IoT), es decir, el poder añadir microprocesadores en objetos más pequeños y con menos consumo.

Producción de energía

A su vez siguen surgiendo noticias de placas solares cada vez más eficientes y baratas. La última y más interesante es la creación de paneles solares ultra-estables de perovskita. Paneles que pueden funcionar durante muchísimo tiempo sin deterioro ni pérdida de eficiencia.

Esto generará un nuevo paradigma de la energía la cual será mucho más barata que la producida por combustibles fósiles. Ya que construir paneles solares de perovskita es mucho más barato que construir paneles solares de silicio, que requieren altas temperaturas en su fabricación.

Aunque mi opinión es que la energía va a ser simplemente gratis. No todos los días llueve agua fresca y limpia en los techos de nuestras casas para que podamos beber. Pero si nos llegan casi todos los días gran cantidad de energía almacenable a nuestros hogares a través del Sol. La tecnología nos permitirá no tener que pagar por esta energía dentro de muy poco.

Almacenamiento de energía

Otro apartado en el que estaba viendo grandes avances es en el de las baterías punto las actuales baterías de ion litio son fantásticas. Pero está llegando una nueva era de baterías metálicas mucho más eficientes y ligeras.

Esta misma semana conocíamos la existencia de nuevos prototipos de baterías fabricados con litio metálico y carbono (grafeno y nanotubos). Lo que nos permitirá triplicar la capacidad de carga por cada kilogramo de batería. Es decir, una batería igual de potente pero tres veces más ligera.

Sumándolo todo

Procesadores, paneles solares y baterías cada vez más potentes y pequeños. Un mundo en el que proceso y la energía estarán en todas partes. Abriendo de par en par las puertas a la inteligencia artificial presente en todo lo que nos rodea (objetos inteligentes y conectados). Facilitando nuestro día a día, sí. Pero, sobre todo, potenciando nuestras capacidades únicas hasta límites inimaginables.

Comparte este/a entrada